Desratización

La desratización es la acción de eliminar los roedores (ratas y ratones) que afectan a un hábitat determinado.

 

Se aplicarán los procedimientos y métodos contra aquellos roedores perjudiciales para la salud humana. Principalmente tendremos en cuenta las especies de roedores comensales como son:

  • Rata gris 
  • Rata negra 
  • Ratón casero

Los métodos se aplicarán en aquellas áreas que sean foco de infección, a resaltar el subsuelo (redes de alcantarillado y alumbrado) y las superficies interiores, edificadas o no, además del cinturón de protección.

 

Operaciones Planificadas: consistentes en la colocación, previamente gestionada, de los portacebos y trampas en las instalaciones a tratar, revisión de los puntos de tratamiento y recogida de datos y elaboración de hojas de seguimiento.

 

Operaciones de Mantenimiento: con la periodicidad establecida según la diagnosis detectada, se revisarán y repondrán progresivamente los puntos de tratamiento.

 

Operaciones de Urgencia: puntualmente, se realizarán todas las actuaciones necesarias para resolver problemas urgentes que surjan.

 

Protocolo de actuación anual:

  • Inspección de las instalaciones para la identificación de las especies a combatir.
  • Estimación de la densidad de la población.
  • Estudio del posible origen de las citadas especies así como distribución y extensión de las poblaciones que pueden afectar a las instalaciones a tratar.
  • Estudio de los factores ambientales que originen o favorezcan la proliferación de la plaga.
  • Diagnosis de la situación, planteando propuestas de actuaciones físicas, químicas y/o biológicas. Aconsejaremos al cliente, según la diagnosis del problema, sobre la periodicidad del tratamiento.
  • Plan de control anual.
  • Seguimiento y recomendaciones.